Comunicación

Seis tecnologías que cambian el futuro de los alimentos

Seis tecnologías que cambian el futuro de los alimentos

La producción de alimentos, procesamiento y transporte producen una enorme cantidad de emisiones de gases de efecto invernadero, y grandes cantidades de alimentos se desperdician cada año, mientras que otras regiones sufren de escasez. Afortunadamente, ingenieros agrónomos y científicos están trabajando duro para aumentar la producción de alimentos, crear procesos agrícolas menos contaminantes y desarrollar envases más ecológicos.

Con estos avances tecnológicos, puede ser posible reducir drásticamente las emisiones de carbono de las industrias agrícolas y a la vez abordar los problemas de abastecimiento de alimentos.

Granjas verticales interiores que crean productos locales

granjas-verticales-interior

A medida que el cambio climático impulsa sequías e inundaciones en diferentes zonas del planeta, la agricultura se ha convertido en una industria mucho más complicada. Tal vez la alternativa más interesante es el aumento del cultivo en interior con almacenes hidropónicos en centros urbanos que aportan una mayor producción de alimentos por metro cuadrado, así como la reducción de costos y los impactos ambientales relacionados con el transporte.

La impresión 3D de alimentos reduce la mano de obra

impresion-3d-alimentos

Las películas de ciencia ficción han imaginado un futuro en el que las comidas aparecen como por arte de magia al apretar un botón. Bueno, estamos lejos de ese punto, pero ya es posible imprimir comidas en 3D utilizando la máquina Foodini. Simplemente llene la máquina con los ingredientes y creará unos ravioles sin intervención humana. El dispositivo también puede construir pizzas, empanadas, hamburguesas e incluso imprimir adornos navideños comestibles hechos de chocolate.

Haz crecer tu propio jardín espacial

jardín-espacial

La definición de “astronauta de los alimentos” podría cambiar pronto, y de una manera grande y frondosa. Las tecnologías alimentarias emergentes están aún buscando la manera de cultivar productos en el espacio, para proporcionar a los astronautas una dieta saludable. La NASA pasó algún tiempo desarrollando de tecnologías de cultivo hidropónico, pero era una prioridad baja en comparación con la exploración del espacio real, por lo que se canceló el proyecto.

El progreso, sin embargo, inspiró a DesignLibero para crear la Green Wheel, un jardín rotatorio autónomo. No se sabe si la rueda verde podría hacer crecer con éxito verduras en el espacio exterior, pero que sin duda pone un poco de tecnología de la era espacial a la vida cotidiana.

Embalajes verdaderamente biodegradables hechos de algas marinas

emabalajes-biodegradables-algas-marinas

Cuando se trata de impactos ambientales, las botellas de plástico tiene un rango de impacto bastante alto. Son baratos desde una perspectiva financiera, pero son difíciles y costosos de reciclar (un proceso que también consume una gran cantidad de recursos), y enormes cantidades de residuos plásticos escapan del proceso de gestión de residuos representando un peligro para la vida silvestre.

En Islandia, el diseñador de productos Ari Jónsson ha creado una alternativa al uso de botellas de plástico utilizando agar, una sustancia comestible gelatinosa derivada de las algas. El agar se utiliza en la cocina en aplicaciones como sustituto de la gelatina, pero también puede ser mezclado con agua y se vierte en moldes para crear contenedores de alimentos duraderos, incluyendo botellas de agua, que son verdaderamente biodegradables.

La carne cultivada en laboratorios ahorra tierra y agua

carne-creada-laboratorio

La carne es un tema candente en el debate mundial sobre el impacto ambiental de los alimentos, en gran parte debido a los recursos necesarios para criar el ganado. Se gasta mucha agua para crear poca carne, lo que contribuye al cambio climático a un ritmo alarmante. Hace algunos años, científicos en los Países Bajos se pusieron a trabajar en una solución controversial: carne cultivada en el laboratorio, también conocida como “carne in vitro”.

Cultivadas a partir de células madre de vacas reales se las promocionan como una hamburguesa ética. El proceso es complicado y muy caro (la primera hamburguesa costó 325.000$), pero el resultado es una hamburguesa sin grasa que “tiene un sabor razonablemente bueno”, al tiempo que elimina prácticamente los problemas ambientales de la ganadería tradicional.

Cultivos más productivos luchan contra el hambre

maiz-mutante

Luchar contra el hambre es un objetivo natural para la tecnología de la producción de alimentos, y algunos biólogos piensan que el maíz mutante podría ser la respuesta.

El resultado de trabajar con mutaciones produce un aumento en el rendimiento del cultivo de hasta el 50 por ciento, una cifra asombrosa para las regiones donde la agricultura está luchando para mantenerse al día con la demanda de alimentos, a menudo con una superficie limitada. Aunque el avance no ha sido probado fuera del laboratorio, los científicos ya están buscando formas de aprovechar las mutaciones genéticas similares en otros cultivos básicos como el trigo y el arroz que podrían conducir a aumentos en la producción de cultivos.

Fuente: www.engadget.com

Comentarios via Facebook:

comentarios

Comunicación
@cesanz

Muchacho que hace cosas en Internet.

Más sobre Comunicación

sissi-bici

Cómo no dejé mi trabajo para viajar

Cesar5 octubre, 2016
Rogue-One-Star-Wars-clip

Rogue One: Una historia de Star Wars – Celebration Clip

Cesar15 julio, 2016
New @KelloggsNYC cereal cafe offers dishes featuring Kellogg's cereals combined with unique ingredients, all served with a side of fun. (PRNewsFoto/Kellogg Company)

Se viene el paraíso de los cereales de la mano de Kellogg’s

Cesar30 junio, 2016

Musicmap, el universo musical online

Cesar8 junio, 2016
hombre-interesante

Evitemos el narcisismo conversacional

Cesar18 mayo, 2016
hombre-culto

3 atributos del hombre culto

Cesar11 noviembre, 2015

Sobre el sitio:

11 años online creando contenido y conversando sobre cultura digital, comunicación, internet y nuevos medios.

Facebook

Copyleft 2016